La paz como medio de la política

De vez en cuando es bueno introducirse en la lectura de los clásicos, lo que te permite, entre otras cosas, un contraste con tus ideas.

Releyendo el artículo de D. José Romero Serrano sobre Julien Freund: “JULIEN FREUND. LA PAZ COMO MEDIO DE LA POLÍTICA”, tomo nota de algunos aspectos significativos del mismo.

Sobre el Bien Común

El fin de lo político es el Bien Común. La pregunta consecuente es qué es el Bien Común; es el bienestar del pueblo, es la libertad, es la razón de Estado, es la supervivencia del mismo. Ha sido percibido de forma diferente a lo largo de la Historia o tiene un carácter permanente. Son preguntas que Freund responde e identifica con la seguridad exterior y la concordia interior, ya citados. El medio específico es la fuerza.

El resumen la razón del Estado es la seguridad exterior y la concordia interior.

La política

La política es una formalización de lo político, y la define como:
La actividad social que se propone asegurar por la fuerza, generalmente fundada en el derecho, la seguridad exterior y la concordia interior de una unidad política particular garantizando el orden en medio de las luchas propias de la diversidad y la divergencia de opiniones e intereses.

El derecho es visto como la fuerza ejercida por el Estado para imponer cierta concordia entre las luchas propias de la diversidad y la divergencia de opiniones e intereses. Entonces si no se cumple con el derecho ¿a dónde estamos abocados?

Reflexionando sobre la soberanía

soberano es quien decide sobre la situación excepcional.Este pensamiento es clave. Lo que define a un decisor político es la capacidad de tomar medidas de excepción ante situacione sextraordinarias auellas que se escapan del normal control administrativo y jurídico. De esta manera, la soberanía es inherente al ejercicio del mando polftico.

Sobre la nación

La nación es la forma superior de la vida comunitaria que quiere fundar o acotar un orden en el espacio.Esta concepción fue inicialmente pensada en el Renacimiento al tomar en consideración quizá por primera vez, que el espacio era limitado y que por lo tanto había una necesidad urgente de organizarlo de parcelarIo. La política lleva consigo la dominación de esos espacios. El Estado es el artificio que garantiza la seguridad de los ciudadanos en el interior de esos espacios. En suma, la salvaguardia de la libertad de los individuos, un valor fundamental logrado por el liberalismo, depende de la estabilidad del Estado.